Pioneer A DuPont Business
Chile | Seleccione su Ubicación >

 

Calibre y Rendimiento de la Semilla de Maíz

El tamaño y la forma de la semilla son determinados por características genéticas y del ambiente, durante el desarrollo de la planta y el llenado de granos, tales como temperaturas, lluvia, humedad del suelo y fertilidad del suelo.

La ubicación de la semilla dentro de la mazorca también determina su tamaño y forma. El desarrollo secuencial de la mazorca desde la base a la punta, genera un rango de madurez de la semilla y en el llenado de granos, y afecta la capacidad de competir por fotosintatos disponibles y por espacio en la mazorca. El resultado es la obtención de semillas de distintos tamaños y formas; grandes y redondas en la base de la coronta, planas en el centro, y pequeñas y redondas en la punta.

Efectos del calibre de la semilla

El tamaño de la semilla ha sido considerado como un indicador de vigor en determinados cultivos. Las semillas pequeñas se encuentran asociadas a menores niveles de emergencia, menor crecimiento y rendimiento de granos. Sin embargo, diversos estudios con distintas combinaciones de tamaño y forma de semillas en híbridos de maíz, no han encontrado diferencias estadísticas significativas en estos parámetros. Por otro lado, las semillas pequeñas han mostrado mejor germinación ante stress hídrico, ya que requerirían menos agua para este proceso.

Investigaciones recientes

Graven y Carter (1990), evaluaron el efecto del calibre de semilla en condiciones de labranza convencional y de cero labranza, presentándose menor emergencia, crecimiento inicial y menor emergencia de sedas, junto con un menor rendimiento final de grano, en el sistema de cero labranza. No obstante, las semillas con distintas formas y tamaños respondieron igual dentro de cada sistema.

La Universidad de Illinois (Nafziger, 1992), comparó distintos stands con varios tipos de mezclas de semillas de diferentes calibres, y no obtuvo diferencias significativas en el rendimiento final de grano.

Semillas DuPont Pioneer en Estados Unidos (2005), investigó el efecto del tamaño de la semilla en el establecimiento temprano del cultivo y en el rendimiento final de grano. Para ello utilizó cuatro calibres de semilla (F16, PDF, PDR, R23)1, dos híbridos (33N09 y 35Y65) y ocho localidades distintas.
El crecimiento temprano (materia seca) fue determinado en V4 – V6; y la población, rendimiento y humedad de grano fueron evaluados en la cosecha.
Los resultados no mostraron diferencias significativas en el crecimiento inicial ni en el rendimiento final de grano. La única diferencia significativa fue un nivel de población un poco más alto con semillas PDF (Cuadro1, Figura 1).

Cuadro 1. Materia Seca en V4-V6, Población y Rendimiento de Grano obtenido al sembrar cuatro calibres distintos de dos híbridos ubicados en ocho localidades distintas.

Figura 1. Efecto del calibre sobre el rendimiento final de grano de dos híbridos ubicados en ocho localidades distintas.

Un estudio realizado la temporada 2006/07 por el Departamento Técnico de Semillas DuPont Pioneer Chile, con el objetivo de probar si efectivamente el calibre de la semilla afecta el rendimiento final de grano, se basó en cuatro experimentos de campo en diferentes localidades.

Cada uno de los experimentos utilizó un híbrido distinto, el cual fue sembrado usando cuatro calibres diferentes (F14, F15, CD2, CD4, R23 ó R24) con tres repeticiones cada uno. Para ello se seleccionó lotes de semillas con calidades equivalentes.

Los resultados fueron sometidos a Análisis de Varianza, y posteriormente a la Prueba de Tukey con un 0.05 % de significancia (Cuadro 2 y Figura 2). Por otra parte, se analizó la posible interacción de la variable población en los resultados, pero ésta no fue significativa en ninguno de los casos.

Cuadro 2. Efecto del calibre sobre el rendimiento final de grano en cuatro híbridos ubicados en diferentes localidades.

En base a los resultados, no se encontraron diferencias significativas en los rendimientos obtenidos a partir de semillas de diferente calibre en ninguno de los híbridos evaluados. Por otra parte, tampoco se observó un patrón común de respuesta al ordenar los calibres de mayor a menor rendimiento, por ejemplo, F14 ocupó el segundo, tercero o cuarto lugar de la escala, según el híbrido utilizado (Figura 3).

Otro experimento, realizado la temporada 2006/07 por Supply Research de Semillas DuPont Pioneer Chile, evaluó cuatro híbridos comerciales con diferentes calibres 2 en Tinguiririca, VI Región. Se raleó para obtener las mismas poblaciones, y durante la cosecha se midió el rendimiento final de grano y la humedad. Se realizó un análisis de Varianza y comparación de medias (Tukey 0.05% de significancia, no encontrándose diferencias significativas en los resultados obtenidos dentro de cada híbrido en ninguna de las variables evaluadas (Cuadro 3, Figura 3).

Cuadro 3. Efecto del calibre sobre el rendimiento final y humedad de grano en cuatro híbridos ubicados en Tinguiririca, Chile.

Por otro lado, en otro estudio destinado a averiguar que sucedía si se sembraban calibres pequeños debido a stress ambiental durante el llenado de granos, y no debido a la ubicación de las semillas en la mazorca, fisiólogos de semillas Pioneer (1991) desfoliaron líneas parentales de maíz en varios intervalos después de la floración. El objetivo era simular los efectos del granizo, heladas tempranas, enfermedades, anegamiento, seguía u otro tipo de stress durante el llenado de grano, reduciendo el tamaño de la semilla a la mitad.

Los resultados de estos experimentos demostraron que no hubo efecto negativo del menor tamaño de la semilla en su calidad, reafirmando la conclusión de otros estudios de que el tamaño de la semilla de un hibrido de maíz tiene poco o nada de impacto en el vigor de la semilla, emergencia y rendimiento final.

Por otro lado, otros estudios han mostrado que algunas formas y tamaños de semillas son más susceptibles a daño mecánico. Por ejemplo, que el embrión de las semillas redondas está más expuesto que en las planas, sin embargo si la semilla es de calidad, las que venían con problemas fueron descartadas y las restantes sometidas a rigurosas pruebas de germinación.

Algunos investigadores han encontrado que las semillas comunes pequeñas producirían plantas más pequeñas y menos vigorosas en el período vegetativo antes de floración, pudiéndose presentar mayores problemas en el establecimiento del cultivo frente a condiciones estresantes como baja temperatura del suelo, encostramiento, etc. Sin embargo, después de este período, estas diferencias desaparecen. Así durante el período crítico de llenado de granos, no hay ninguna diferencia entre las plantas provenientes de semillas de diferentes calibres. Esto ayuda a entender porqué no hay informes de la reducción de la producción asociados a sembrar diversos tamaños y formas de semilla.

Además, este tipo de situaciones no influye en la expresión del potencial de los híbridos, los cuales han sido mejorados en sus capacidades para germinar y emerger bajo desafiantes condiciones de cultivo, dadas principalmente por siembras cada vez más tempranas y uso de nuevas superficies de cultivo.

Conclusiones

En base a los experimentos citados se puede concluir que no existen diferencias significativas en el rendimiento final de grano usando diferentes calibres de semillas híbridas de maíz.

Tampoco se encontró un patrón definido de respuesta entre el calibre de semilla utilizado y el rendimiento final. Si se comparan los resultados entre los distintos híbridos, un mismo calibre de semilla puede haber obtenido el primer, segundo u otro lugar en la escala de rendimientos.

Los experimentos que evaluaron otras variables como diferencias en el crecimiento inicial (materia seca en V4-V6) y humedad de grano en la cosecha, tampoco encontraron diferencias significativas en los resultados al utilizar diferentes calibres de semillas. Por otro lado, el factor población tampoco fue relevante.

Es muy importante tener presente regular debidamente la máquina sembradora según el calibre de la semilla antes de sembrar, y realizar chequeos durante la siembra. Además, es muy importante asegurar una cama de semillas adecuada para favorecer la germinación y emergencia de las plantas.

Los productores de maíz al comprar su semilla deben fijarse en el potencial genético, calidad de la semilla (% de germinación), en el comportamiento del híbrido en la zona respectiva, en su resistencia a enfermedades, y en la calidad del servicio de la empresa proveedora, antes que en una relación específica de tamaño/forma al momento de seleccionar un híbrido.

Fuentes

  • Thomison, Peter; 1998. Does Seed Corn Size Affect Hybrid Performance.Corn: Crop Observation and Recommendation Network. Department of Agriculture, Ohio State University Extension,USA.
  • Elmore, R y L. Abendroth; 2005. Do corn kernel size and shape matter?: Corn Production. Iowa State University.
  • Nafziger, E; 2005. Does Corn Seed Size Really Matter? . The Bulletin: Pest management and crop development information for Illinois. University of Illinois Extension.
  • Pioneer, 2005. Efecto del tamaño de la semilla de Maíz en la Performance del Híbrido. Field Facts Vol 5 , N°2, Página 1.
  • Pioneer, 2006. Kernel Size of Seed Corn and Effect on Hybrid Performance. Field Facts Vol 6, N° 2, Page 1.
  • Pioneer, 2007. Resultados de Ensayos del Departamento de Ventas & Marketing. Semillas DuPont Pioneer Chile Ltda.
  • Pioneer, 2007. Resultados de Ensayo de Supply Research. Semillas Pioneer Chile Ltda.

 

F669EFEA-1B2B-E840-455C-9138EFE13263